aprende a meditar a propósito; te sorprenderás de los beneficios que aporta en tu día

Meditaciones activas y en quietud

Mindfulness

 

Mindfulness o Paz Mental

Es una de las bases de la Meditación, es lograr un profundo estado de conciencia libre de juicios sobre nuestras sensaciones, sentimientos o pensamientos, prestar atención a lo que acontece en nuestro interior en cada momento. Es entrenamiento mental; aprender a domar la mente para usarla de manera eficaz y utilitaria para relacionarte con el mundo. Esto nos entrena para afrontar cualquier situación en la vida y quitar el drama, aceptar la realidad tal cual es; porque la vida nos va a sacudir.

«aquí-ahora» = «espacio-eternidad»

 

Yoga

 

Aprende a ser más sensible

El yoga hace que tu cuerpo esté vivo, que sea sensible, que sea otra vez joven, hace que tus sentidos funcionen al máximo; de esta manera uno vive sin estar rodeado de tabúes, de esta manera fluyen la lucidez, la gracilidad y la belleza.

A medio camino entre una actividad deportiva y un método de meditación, la práctica del yoga cautiva a quien la ejercita

«El mundo del yoga es apasionante«

 

Meditaciones

 

La meditación es la mayor relajación que existe

Juega un papel vital en nuestra vida. Nos provee de técnicas para domar la mente, dejar atrás la mente discursiva y desarrollar equilibrio emocional; nos impulsa a desarrollar cualidades como la atención plena, la compasión y el optimismo; y a gestionar dificultades como el estrés y la ansiedad. La meditación es descansar la mente, que siente bien dentro de nosotros, debe fluir orgánicamente, sin forzar; es trascender, siempre conectada con la realidad; La mente es muy hacedora, en cambio el ser no tiene que hacer nada;

Gracias a esta milenaria práctica podemos vivir en el presente, lograr paz interior y sanar las emociones; es estar en armonía interior y exteriormente, ser la armonía;

Por familiarización: generamos el estado que queremos integrar en nuestra vida, y lo hacemos hasta que su presencia se convierta en un nuevo hábito. 

El problema es que ya estamos meditando, pero en estados que nos perjudican:

  • angustiarnos por el futuro ilusorio
  • rumiar sobre el pasado
  • divagar sobre qué piensan los demás

De tanto hacerlo, las distracciones y emociones tóxicas se han convertido en una constante interna. 

La clave está en meditar a propósito y en estados positivos. Nada de poner la mente en blanco, es ser un observador: las técnicas de meditación desarrollan estados de consciencia útiles y beneficiosos, como el amor o la amistad, y los normalizan hasta que sustituyen los perjudiciales. Nos ayuda a olvidar el pasado, no quedarnos allí atrapados y vivir el momento presente eterno con autenticidad y espontaneidad; porque la vida es alegría y celebración.

Sueña Alto por favor

Entrenamiento Holístico